63 – FLAMENCOS EN EL OLVIDO: EL NIÑO DE LA ROSA FINA EN SU 125 ANIVERSARIO

Francisco Doncel Quirós, más conocido en el mundo del flamenco como Niño de la Rosa Fina. Nace en el malagueño pueblo de Casares en 1896. Según Manuel López Rodríguez, nace Francisco en una humilde familia de segadores, tras años de afición y cante entre la zona más occidental de la provincia de Málaga y el Campo de Gibraltar, consigue en el Salón Olimpia de Sevilla la fama como artista.

Ir a descargar

Logra a principios de los años 30 del siglo XX un sitio en los elencos de Ópera flamenca más importantes de la época junto a figuras como la Niña de los Peines, Angelillo, Sabicas o El Niño Ricardo. 

Llegó a ser presentado en Madrid como “el mayor acontecimiento de la temporada: el coloso del cante andaluz”. Entre 1931 y 1934 deja grabadas, al menos, doce placas de pizarra para la casa Gramófono con las guitarras de Pepe de Badajoz, Antonio Moreno y Patena Hijo.

Sobre todo, registra fandangos, pero también malagueñas, granaínas, tarantas, soleares, una personal versión de los campanilleros y la que quizás sea la mejor versión flamenca de la praviana de la época.

Tras la Guerra Civil, Rosa Fina prácticamente desaparece de la escena flamenca, aunque seguirá actuando de manera irregular entre las provincias de Málaga y Cádiz hasta los años 60.

En 1981 Francisco fallecerá en su pueblo víctima de la indiferencia y la mala fortuna. Hoy en día, sus fandangos forman parte del repertorio de coplas del fandango de Casares.

ANALISIS DE LOS CANTES DEL NIÑO DE LA ROSA FINA

Con el motivo de la semana cultural, Casares rinde un homenaje a Francisco Doncel Quirós, más conocido en el flamenco como el Niño de la Rosa Fina, en el 125 aniversario de su nacimiento, descubriendo con esta audición comentada lo más destacado de su discografía. Participan los expertos y aficionados Ramón Soler Díaz y Javier Pineda ‘Potajito de Casares’.

6 Me gusta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.